RED EN RAYA

MOTIVACIÓN: LA REALIDAD DE LA RAYA

La Red de Apoyo Mutuo de la Raya se desarrolla en un área geográfica con una extensión aproximada de 65.863 Km2, y una densidad de población de 27 habitantes km2, llegando a estar algunas comarcas consideradas como desierto poblacional, en el que las poblaciones están formadas por núcleos rurales de pequeño tamaño y muy distanciados de los zonas urbanas y peri urbanas. Esta realidad plantea como primera dificultad la irregular distribución de los recursos y servicios al ciudadano que obliga en muchas ocasiones a las personas a recorrer grandes distancias para acceder a ellos.

estrellasDemografía: La densidad de la población en el área de programación es de 27hab/km² ante una media ibérica de 91 hab/km² constatándose, igualmente, una gran heterogeneidad en el comportamiento demográfico de los territorios de frontera. Las referencias más regresivas se sitúan en la franja Salamanca, Beiras Interiores y Alentejo, territorios que conjugan una densidad demográfica muy débil con tasas regresivas de crecimiento de la población. Y, además, en los últimos quince años se ha producido un desplazamiento de la población desde los núcleos muy pequeños hacia las ciudades de media dimensión y hacia las capitales territoriales que presentan funciones urbanas más estructuradas.

Trabajo: La tasa de actividad en los territorios de frontera es, por lo menos, dos puntos porcentuales inferiores a las medias nacionales. La frontera continua siendo un espacio donde las actividades primarias (agricultura, ganadería, selvicultura, pesca) mantienen un fuerte peso de ocupación con una cuota muy superior a las medias nacionales. El peso ocupacional del sector secundario (industria y construcción) en la frontera es un poco inferior a las medias nacionales. La importancia, en términos ocupacionales, del sector terciario en la frontera es claramente inferior a las medias nacionales y apenas presenta una fuerte expansión en las áreas urbanas de Salamanca y Badajoz.

Renta y productividad: La frontera continua siendo un espacio periférico en términos productivos, configurándose como un espacio de desarrollo económico limitado. La frontera continúa manteniendo una importante base productiva agraria, de acuerdo con sus características de extenso territorio rural.

Equipamientos y servicios: En relación a los equipamientos de salud la mayoría de los indicadores disponibles en el territorio de frontera muestran dotaciones inferiores a las del espacio ibérico. En este contexto, se verifica que el espacio de frontera está subequipado en términos de: hospitales por mil habitantes, camas por mil habitantes y médicos por mil habitantes. En general, los territorios portugueses tienen un mejor nivel relativo de infraestructuras (camas), pero las provincias españolas cuentan con mayor dotación relativa de personal (médicos).

En cuanto al equipamiento educativo, los indicadores de la Educación Primaria y Secundaria reflejan el declive demográfico de los territorios de frontera ya que ambos presentan una tendencia regresiva. En Educación Infantil la tendencia es de una mayor demanda de estos servicios, como consecuencia del establecimiento de población inmigrante. Este crecimiento es especialmente patente en los territorios portugueses fronterizos. La Formación Profesional es aún muy deficiente en el territorio fronterizo, aunque ciertamente más desarrollada en el lado español. En el lado portugués, sin embargo, se ha producido en los últimos años una intensificación de la capacitación profesional de los jóvenes, lo que contribuirá en el futuro a una mejor adecuación de la mano de obra a las necesidades del mercado de trabajo.La-Raya

En cuanto a los indicadores de uso de las nuevas tecnologías, los territorios de frontera presentan un retraso considerable en relación a la media ibérica. Así, el porcentaje de población fronteriza que utiliza ordenador está a 3,5 puntos porcentuales por debajo del de la Península, mientras que la población con acceso a Internet está 4,5 puntos en inferioridad en relación a la misma referencia. Dentro del conjunto de las regiones transfronterizas, Castilla y León, es la que más se destaca por el uso más generalizado de las nuevas tecnologías; las regiones portuguesas Centro y Alentejo, se perfilan como las que mantienen valores más negativos en este particular.

Ante esta realidad, las Cáritas promotoras del proyecto realizado un trabajo conjunto de análisis y búsqueda de fórmulas de cooperación que permitan alcanzar una  mayor rentabilidad  de los recursos con los que cuentan para apoyar los procesos de inserción socio laboral de las personas en situación de exclusión social.

Anuncios